ISO 14045:2012 para la Gestión Ambiental y Eco-eficiencia; no más “lavado verde”


imagen de eleacorporacion.com

Dada la agitación económica actual, los desafíos ambientales actuales y la presión para contribuir a un planeta más sostenible, la nueva Norma Internacional ISO para la aplicación de la eco-eficiencia de los sistemas de evaluación de productos, tiene un potencial enorme en todo el mundo.

La reciente publicación de la norma ISO 14045:2012, Gestión ambiental – Eco-eficiencia de los sistemas de evaluación de productos – Principios, requisitos y directrices; describe los principios, requisitos y directrices para la eco-eficiencia de los sistemas de evaluación de productos.

Bengt Steen, director del equipo de expertos internacionales que han desarrollado la norma ISO 14045 se explica que  “Eco-eficiencia es un aspecto de la sostenibilidad en relación al desempeño ambiental del ciclo de vida de un producto y su valor en un mundo con economías en crecimiento, una eco-evaluación de la eficiencia es una herramienta de gestión necesaria para reducir el impacto medioambiental global. ”

“La eco-eficiencia es un requisito clave para el éxito en los negocio que cobra cada vez más valor”, añade Reginald Tan, Co-Presidente del grupo de trabajo que desarrolló la norma.

“Mediante la aplicación de la norma ISO 14045, los usuarios serán capaces de abordar, al mismo tiempo, las características del medio ambiente, y la sustentabilidad empresarial y económica de sus productos y sistemas de productos “.

El objetivo de la evaluación de la eficiencia ecológica es optimizar el valor del rendimiento del sistema de producto, por ejemplo, sus recursos, la producción, la entrega o la eficiencia de uso, o una combinación de estos. El valor se puede expresar en términos monetarios o de otros aspectos de valor. El resultado: hacer más con menos.

En la práctica, la eco-eficiencia se alcanza mediante la consecución de tres objetivos fundamentales:

El aumento de valor del producto o servicio
Optimización del uso de recursos
Reducir el impacto ambiental

Bengt Steen concluye que “la eco-eficiencia actualmente se mide de multiples formas. Hasta cierto punto, esto puede ser motivado por la variación de los objetivos y el alcance de los mismos.  La norma ISO 14045, sin embargo, armoniza la evaluación de la eco-eficiencia y hace que sea más transparente, dando mayor credibilidad a las evaluaciones que a veces se consideran como ‘lavado verde’ “.

Los objetivos fundamentales de la norma ISO 14045 son:

a) Establecer una terminología clara y un marco metodológico común para la evaluación de la eco-eficiencia.
b) Habilitar el uso práctico de la evaluación de la eco-eficiencia para los sistemas de una amplia gama de productos (incluyendo servicios).
c) Proporcionar una orientación clara sobre la interpretación de los resultados de la evaluación de eco-eficiencia,
d) Fomentar la información transparente, exacta e instructiva de los resultados de evaluación de eco-eficiencia.

Dentro de la evaluación de la eco-eficiencia, los impactos ambientales se evalúan mediante la evaluación del ciclo de vida (ACV), según estipula otras Normas Internacionales (ISO 14040, ISO 14044).

ISO 14045:2012, Gestión ambiental – Eco-eficiencia de los sistemas de evaluación de productos – Principios, requisitos y directrices, ha sido elaborado por el comité técnico ISO / TC 207.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s